Header Ads

Iglesia Católica prohíbe esparcir o mantener en casa cenizas de difuntos


A partir de hoy la Iglesia Católica ha prohibido esparcir las cenizas de los difuntos al igual que los familiares las conserven en casa. Por medio de un documento redactado por la Congregación para la Doctrina de la Fe y firmado por el papa Francisco, la prohibición pretende "evitar cualquier malentendido panteísta, naturalista o nihilista".

El documento que se titula Instruccion Ad cum Christo, señala que "no se permite la dispersión de las cenizas en el aire, en la tierra o en el agua o cualquier otra forma, o la conversión de las cenizas en recuerdos conmemorativos, en piezas de joyería o en otros artículos". Resalta también que "en el caso de que el difunto hubiera sido sometido a la cremación y la dispersión de sus cenizas en la naturaleza por razones contrarias a la fe cristina, se le ha de negar el funeral".

La Congregación para la Doctrina de la Fe justifica esta medida como reacción a las nuevas prácticas en la sepultura y en la cremación "contrarias a la fe de la Iglesia".

De acuerdo a la Iglesia Católica, las cenizas deben mantenerse por regla en un lugar sagrado, es decir, en el cementerio o si es el caso, en una iglesia o un área especialmente dedicada a recibirlas.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.